La fotosíntesis es un proceso químico que necesitan las plantas para poder producir sus alimentos. Para poder realizar este proceso las plantas disponen de un pigmento de color verde denominado "Clorofila" que es el encargado de recoger la luz necesaria para realizar este proceso.

La fotosíntesis es un proceso que transforma la energía de la luz del sol en energía química. Consiste en la elaboración de azúcar a partir de CO2 (dióxido de carbono) minerales y agua con ayuda de la luz del sol.


external image fotosintesis.JPG






La respiración


La respiración es un proceso necesario en todos los seres vivos. La respiración permite que los distintos seres vivos puedan realizar sus funciones vitales (crecer, reproducirse, transportar nutrientes, etc..) Mediante la respiración los seres vivos expulsan las sustancias de desecho de las células. De esta manera, al respirar los seres vivos toman oxígeno y expulsan dióxido de carbono.

Al igual que se produce en los animales, la respiración también se da en las plantas. La respiración en las plantas consiste en un intercambio de gases con la atmósfera. Las plantas toman el oxígeno de la atmósfera y utilizan las reservas de hidrátos de carbono para expulsar el dióxido y agua en forma de vapor a la atmósfera.

Las plantas necesitan siempre de la clorofila para realizar la fotosíntesis, aunque en algunos árboles podemos ver que pierden las hojas en invierno y por ello dejan de realizar esta función. Sin embargo las plantas siguen respirando de manera continuada en todas las épocas del año.

Mientras la fotosíntesis de realiza solo durante el día, la respiración se produce de manera ininterrumpida durante el día y la noche.



external image respiracion.jpg





Alimentación de las plantas


Las plantas necesitan alimentarse para poder formar sus tejidos. De esta manera, los vegetales se alimentan absorviendo de la atmósfera el dióxido de carbono y el oxígeno, y del suelo el agua y todas las sustancias minerales necesarias para éste proceso.

El agua es un elemento fundamental para poder mantener disueltas las sustancias minerales y se puedan absorver. Es por ello por lo que la mayoría de las funciones de las plantas no pueden realizarse sin agua.

Los minerales más importantes que las plantas toman del suelo son el nitrógeno, el fósforo y el potasio. Las plantas necesitan el nitrógeno para poder crecer, para poder desarrollar la clorofila y consecuentemente, para poder realizar la fotosíntesis. El fósforo es necesario para que se desarrollen las raíces y para que crezcan los frutos. El potasio es necesario para que los vegetales realicen numerosas funciones tales como la respiración o el transporte de azúcar dentro de ellas.

En este proceso, los minerales se junta con el agua formando la savia bruta la cual circula por los vasos leñosos hasta llegar a las hojas. Una vez está la savia en las hojas, se produce la transformación de esta en savia elaborada mediante el proceso de fotosíntesis. La savia elaborada se transporta por todos los vasos hasta todas las partes de la planta para que sirva de alimento. Todo el material restante se almacena y constituye las reservas de la planta.


external image alimentacion+de+la+planta.gif